Banco Santander ha lanzado una Línea ICO de 400 millones de euros orientada a los sectores más afectados por el descenso de la demanda como consecuencia de la crisis sanitaria ocasionada por la expansión del coronavirus Covid-19, informaron a Europa Press en fuentes de la entidad.

Se trata de la primera entidad en tener disponible la línea ICO de 400 millones aprobada el pasado jueves, con la finalidad de ayudar a las empresas de sectores afectados por el descenso de la demanda como consecuencia de la crisis sanitaria.

En concreto, está dirigida a todas las empresas y autónomos con domicilio social en España cuya actividad pertenezca a los sectores que están sufriendo el mayor impacto, como el turismo, el transporte o la hostelería.

La garantía del ICO asciende al 50% de la financiación y cada titular podrá solicitar un importe máximo de 500.000 euros, con un plazo de dos, tres o cuatro años (un año obligatorio de carencia) y un tipo fijo del 1,49% sin comisión de apertura.

Con esta línea, Banco Santander reafirma su apoyo a las empresas y los autónomos españoles, para los que la semana pasada activó el protocolo de ayudas mediante una línea de financiación de créditos y préstamos preconcedidos por importe de 20.000 millones de euros.

La entidad ha explicado que con estas medidas busca garantizar la liquidez a autónomos y empresas, que incluye dar a las empresas afectadas mayor flexibilidad en la gestión de su flujo de caja.