martes, 28 septiembre 2021 17:45

Las grandes firmas sacan tajada de ‘Frozen’ y ‘Stranger Things’ a base de merchandising

El boom de películas y series tanto de la pequeña como de la gran pantalla no solo están significando una fuente de ingresos para productoras y plataformas online. En los últimos tiempos, Frozen, Star Wars o Stranger Things se han convertido en el reclamo de numerosos productos que marcas, como de C&A, Oreo, H&M o Coca-Cola, han explotado como merchandising para cargar sus arcas.

La industria cinematográfica y el grupo textil han sido quienes más han unido sus fuerzas, sobre todo para el público más joven. Los repertorios de ropa sobre sagas y personajes que triunfan en el cine son un gran atractivo en el sector de la moda. En 2019, la firma C&A lanzó un total de 10 colecciones con estos motivos, que supusieron el 30% de la facturación anual del departamento de niños.

De todas ellas, Frozen fue quien atrajo el mayor número de ventas. Hasta 125.000 piezas se liquidaron a lo largo del pasado año, concentradas especialmente entre los meses de octubre y noviembre, periodo de promoción de «Frozen II». De esta manera, acumuló un 5% del stock total de la división infantil.

Asimismo, la historia inspirada en «La reina de las nieves» de la mano de Lego se hizo su propio hueco en la producción juguetera. En la campaña navideña de 2019, la multinacional elaboró sets emulando a Elsa y los demás protagonistas del relato. Aunque no fue la única, ya que la compañía danesa incluyó en su oferta otras colecciones como las de Harry Potter, Toy Story, Spider Man, Batman o Jurassic World, gracias a los acuerdos de licencias que guarda con diferentes industrias.

STRANGER THINGS: LA SERIE MÁS PUBLICITARIA

Stranger Things, la serie que revolucionó a mayores y pequeños y que se ambienta en los años 80, ha convergido a una multitud de empresas que han colaborado en su escenografía. Coca-cola consiguió colarse en su tercera temporada con ‘New Coke’, uno de sus fracasos comerciales más sonados, pero se que se lanzó el mismo año en el que transcurre la trama.

Consecuentemente, la sociedad americana puso a la venta medio millón de estas latas como una edición exclusiva. Levis, que vistió a los personajes, también hizo lo mismo creando, junto al equipo de vestuario, una colección especial que puso en el escaparte con la etiqueta de se vende.

La cadena sueca de ropa H&M hizo alianza también con Netflix para producir una línea de ropa basada en Stranger Things. La conformaron 14 piezas, todas con diseños vintage, como viseras, camisetas con estampados que recuerdan a la época o trajes de baño con logotipos de la piscina pública de Hawkins. Además, logró que uno de los actores fuese se prestase a ser uno de los modelos que la presentaran.

Terceras marcas como Diésel u Oreo tampoco han desaprovechado la oportunidad del tirón de las producciones de Netflix o HBO. La firma italiana de ropa lanzó una tirada capsula con modelos que imitaban a la banda de ‘El Profesor’, con motivo del estreno de la tercera temporada de «La casa de papel». El acuerdo incluía la fabricación del vestuario de la serie y el sorteo de 150 monos originales. Por otra parte, el fabricante de dulces puso en el mercado galletas de los siete reinos e incluso publicó un vídeo en Youtube donde recreaba el universo de Juegos de Truenos.


- Publicidad -