lunes, 20 septiembre 2021 6:52

Zara y H&M hacen negocio con la moda sostenible

Cuidar de nuestro entorno es una necesidad también en el mundo de la moda. Las grandes firmas de moda han incorporado en sus últimas colecciones guiños a esta tendencia y cada vez más prendas hechas con productos reciclados llegan a las pasarelas; pero Zara, H&M o El Corte Inglés marcan el ritmo en cuanto a iniciativas respetuosas con el medioambiente. Estas practicas sostenibles llevadas a cabo por las marcas, y que constituyen un gran reclamo publicitario son consecuencia de la producción masiva del pasado.

Años atrás la tendencia predominante en cuanto a la fabricación de las prendas puede resumirse de la siguiente manera: fabricar la mayor cantidad de prendas posible sin importar la calidad de los tejidos, ni siquiera su procedencia. El paso de los años y el carácter cíclico de la moda han dado paso a la moda sostenible como negocio.

Uno de los gigantes del sector, Inditex promueve numerosos proyectos relacionados con esta nueva forma de hacer moda. Join Life y OCA project son dos de los más conocidos. Las mismas etiquetas de los jeans, blusas o jerséis llevan impreso “join life” si dicha prenda forma parte de la colección más sostenible de la empresa española.

[td_block_11 custom_title=»» separator=»» post_ids=»182364″ limit=»1″ css=».vc_custom_1496993590403{border-top-width: 1px !important;border-right-width: 1px !important;border-bottom-width: 1px !important;border-left-width: 1px !important;padding-top: 5px !important;padding-right: 5px !important;padding-bottom: 5px !important;padding-left: 5px !important;border-left-color: #000000 !important;border-left-style: solid !important;border-right-color: #000000 !important;border-right-style: solid !important;border-top-color: #000000 !important;border-top-style: solid !important;border-bottom-color: #000000 !important;border-bottom-style: solid !important;border-radius: 4px !important;}» tdc_css=»»]

Join Life nació en 2017 y se trata básicamente de tejidos responsables con el medioambiente. En definitiva, las prenda fabricadas con materias primas éticas. El camino de Inditex en la moda avanza hacia la sostenibilidad a pasos agigantados, y así lo manifiestan en su memoria anual, tal y como su objetivo para 2030 de trabajar únicamente con materiales que respetuosos con le planeta.

La viabilidad de esta tendencia se ve cuestionada ante la siguiente reflexión: ¿se trata de una tendencia o una necesidad? Es habitual escuchar que los recursos del planeta se están acabando, por eso es una necesidad cambiar el modus operandi. Lo cierto es que, aunque sostenibilidad, segunda mano y reciclaje parecen conceptos enfrentados al beneficio económico, las marcas aprenden a sacar rentabilidad al momento.

THE OCA PROJECT

EL grupo sueco H&M también se convierte en actor relevante en esto de la moda sostenible. Ha sacado su última colección, fiel reflejo de su compromiso con el ecosistema. Según recogen medios especializados, liderar la moda circular es una de las prioridades presente-futuro para la empresa.

Las alternativas son muy variadas en su propuesta para la temporada. El uso de materiales reciclados, el rechazo algunas materias, como el cuero brasileño son un paso hacia el cuidado del medioambiente.

La procedencia de los materiales y fabricación de los tejidos es un valor añadido a la imagen corporativa, de ahí que sirva como plus para los clientes a la hora de decidirse por una u otra marca, o incluso por prendas determinadas. Toda una estrategia de ventas propia del siglo XXI.

Tanto H&M como Inditex forman parte del Organic Cotton Accelerator (OCA Project) es un planteamiento común al que están adheridas, además de éstas, gigantes como C&A, Carrefour o Superdry.

[td_block_11 custom_title=»» separator=»» post_ids=»182910″ limit=»1″ css=».vc_custom_1496993590403{border-top-width: 1px !important;border-right-width: 1px !important;border-bottom-width: 1px !important;border-left-width: 1px !important;padding-top: 5px !important;padding-right: 5px !important;padding-bottom: 5px !important;padding-left: 5px !important;border-left-color: #000000 !important;border-left-style: solid !important;border-right-color: #000000 !important;border-right-style: solid !important;border-top-color: #000000 !important;border-top-style: solid !important;border-bottom-color: #000000 !important;border-bottom-style: solid !important;border-radius: 4px !important;}» tdc_css=»»]

“La transparencia en el origen del algodón nos permite mejorar la vida de los agricultores orgánicos al mismo tiempo que garantizamos la integridad del algodón orgánico”, explica Zara en su página web sobre el proyecto.

EL CORTE INGLÉS SE SUBE AL CARRO

La marca española también quiere su papel en la película. Unos talleres destinados a sus clientes son la mejor oportunidad para transmitir nociones sobre sostenibilidad en la moda y economía circular. El objetivo de estos talleres es lograr que los asistentes tengan un armario con menos prendas, pero que sepan hacer buen uso de las mismas.

Del mismo modo apuestan por la segunda vida de las prendas con iniciativas como “Moda Circular”. Estos planes, muy respetuosos con el entorno, puede que no lo sean tanto para la marca, y es que, si los consumidores reducen su partida financiera destinada a la compra de ropa, los establecimientos que comercializan ropa son los grandes perjudicados.


- Publicidad -