lunes, 30 enero 2023 5:13

Ford planea recortar gastos y dejar de producir varios de sus modelos

Una de las empresas más representativas del sector motor, Ford, está preparándose para recortar un total de 11.500 millones de dólares más a sus planes de gasto, al mismo tiempo que quiere suprimir varios sedanes de su línea, entre ellos se encuentran el Fusion y el Taurus. Con esta acción pretenden alcanzar más rápidamente un objetivo de ganancias que resulta esquivo.

El fabricante de coches espera ahorrar unos 25.500 millones de dólares para 2022, dijo el director financiero, Bob Shanks, a los periodistas. En estos momentos, la empresa prevé que alcanzará un margen de ganancias del 8% para 2020, dos años antes de lo que se había planeado.

Los recortes apuntan a darle un empujón a una iniciativa para la recuperación casi un año después del despido del máximo ejecutivo de Ford. Es su reemplazante, Jim Hackett, viene tratando de convencer a los inversores de que vale la pena apostar a un rebote presentando planes para deshacerse de los modelos que se venden poco y presentan márgenes bajos y reconcentrando a la empresa en los vehículos utilitarios deportivos y camionetas, ya que son más rentables.

“Vamos a alimentar la parte sana de nuestra empresa y lidiar de forma decisiva con las áreas que destruyen valor”, dijo Hackett. “No solo estamos considerando asociaciones, ya las formamos. No solo hablamos de ideas, hemos tomado decisiones”, añadió.

Reorganización

Ford se está enfrentando a un camino parecido al que ya optó Fiat cuando tuvo que superar la rentabilidad en Norteamérica. Ahora, el máximo responsable de Fiat, Sergio Marchionne, quiere eclipsar a General Motors antes de jubilarse en 2019.

Ford ha informado de las ganancias ajustadas, unos 43 centavos de dólar por acción para el primer trimestre, por encima del promedio de expectativas de los analistas, que fueron de 41 centavos. Los ingresos automotores ascendieron a unos 39.000 millones de dólares, por encima del promedio de proyecciones de 37.200 millones de dólares en una encuesta de Bloomberg.

El margen de ganancias de Ford debería “tocar fondo” este año, dijo Hackett. La región de Asia Pacífico probablemente resulte deficitaria en el segundo trimestre y vuelva a dar ganancias en el segundo semestre del año. Además, la empresa está revisando sus planes estratégicos para Sudamérica.

‘Poca confianza’

“La confianza es extremadamente baja” escribió en un informe Adam Jonas, analista de Morgan Stanley. “Nuestras discusiones con los inversores sugieren poca confianza en la visibilidad de las ganancias y la visión estratégica de Ford. Se considera que la cartera de productos es anticuada y está demasiado expuesta a los segmentos de coches para pasajeros”, añadió.

Ford ha dicho que no invertirá en nuevas generaciones de sedanes para el mercado norteamericano y terminará reduciendo su línea de coches a dos modelos, el Mustang y el crossover Focus Active, que se lanzará el año que viene. Para 2020, casi el 90% de su cartera en la región consistirá en pickups, SUV y vehículos comerciales.

“Para Ford, redoblar la apuesta por las camionetas y los SUV podría ser justo lo que necesita su marca”, dijo por email Jessica Caldwell, analista de Edmunds.com. “Pero esta medida no está exenta de riesgos: Ford está irritando voluntariamente a los dueños de sus coches y cediendo participación de mercado”.

Keith Naughton para Bloomberg


- Publicidad -