martes, 6 diciembre 2022 1:43

Oakley Radar Pace, tu nuevo entrenador personal

Las nuevas Oakley Radar Pace son todo lo que un deportista puede soñar. Unas bonitas gafas de todo con todo lo que necesitas de un dispositivo wearable y smart. Las «smartglasses» ya son una realidad y prometen ser unas fuertes competidoras para los smartwatches.

Las gafas de Oakley vienen con una gran variedad de sensores y auriculares incorporados, con la finalidad de que la información llegue de manera activa y pasiva al usuario sin que este tenga que pulsar nada necesariamente.

2016-09-21-80-P1011571.2a3cc

Estos sensores (donde están incluidos un acelerómetro, giroscopio, barómetro, sensores de proximidad y de humedad) son los responsables de recoger la información para que el dispositivo la procese y puede informar en todo momento de pulsaciones, ritmo, distancia, velocidad, tiempo de actividad, etc. El usuario puede navegar con toques y swipes, así como dar órdenes preconfiguradas para regular el volumen, responder llamadas, etc. y obtener estos datos.

Además de los sensores, las Oakley Radar Pace tienen lentes Prizm, que según el fabricante maximizan el contraste y prometen mejor visibilidad. Éstas están hechas de Plutonite, material que puede filtrar los rayos UVA, UVB, UVC y la luz azul hasta 400 nanómetros.

Intel ayudó en el desarrollo del software, más especificamente en las interfaces de voz, con la participación de Indisys, una empresa española de reconocimiento de voz que Intel compró en julio de 2013.

Uno de los puntos fuertes de estas gafas es su especialización en el reconocimiento de voz, una gran ventaja sobre otros dispositivos parecidos, ya qué, y según sus desarrolladores, las gafas Oakley pueden reconocer casi cualquier pregunta que se haga en relación al entrenamiento. Además, es una comunicación bilateral, puede empezarla el usuario o el propio sistema.

Para alcanzar eso se utilizó una tecnología que combina el machine learning con lenguajes múltiples para que haya una comunicación lo más fluida posible, sin que el usuario tenga que recordar unos comandos exactos para obtener dicha información. O sea, al combinar varias estructuras gramaticales, modelos estadísticos de lenguaje e inteligencia artificial el sistema permite una mayor interacción, con intención de conseguir conversaciones como tal en el futuro.

Oakley_RadarPace_JennyRissveds-Cycling-1-900x600

Las claves son un manejo con manos libres y lo más «natural» posible dentro de un contexto temático. Lo que se buscó fue también alejarse un poco más de esas voces más «de robot», de modo que el tono de voz varía según el lenguaje y basándose en preferencias culturales.

Este es sin duda un gadget de «lujo». Son especialmente diseñadas para deportistas que practican alguna actividad con regularidad y que pueden y quieren invertir algo más de 400 dólares (unos 423 euros), recuerda que este es un producto novedoso y muy completo. Es cierto que las Oakley tienen como rasgo diferencial, como la comunicación más natural con el usuario, pero no son el único modelo que existe en esta gama ni mucho menos.

Las Oakley fueron diseñadas pensando en un publico general, para cualquier persona independientemente del nivel atlético, de ahí que la app permita configurar el mismo. Además, el sistema es capaz de crear un plan de entrenamiento personalizado para el usuario que puede ir ajustándose conforme va avanzando. Sin duda, un producto muy interesante.

 


- Publicidad -