martes, 18 junio 2024

Gastrodia kuroshimensis: la planta que ni florece ni hace la fotosínteis

En la isla subtropical de Kuroshima, que se encuentra en la localidad de Taketomi, al sur  de Japón, se ha localizado una nueva especie de planta. Esta planta tan curiosa ha recibido el nombre de Gastrodia kuroshimensis, y su singularidad es que no florece ni realiza la fotosíntesis.

Su descubridor ha sido el profesor Kenji Suetsugu, que imparte clases en la Universidad de Kobe, en Japón, y ha publicado esta interesante investigación en la revista «Phytotaxa«. Aquí explica detenidamente este hallazgo en plena naturaleza. También destaca que ha sido un encuentro muy peculiar ya que la flora de esta zona del país ya ha sido analizada detenidamente durante muchos años. Realmente es un verdadero misterio este nuevo brote de la naturaleza.

El profesor Kenji nos explica que es un vegetal bastante curioso ya que la Gastrodia kuroshimensis tiene la característica de ser micoheterótrofa y cleistógama, es decir, que no realiza ni la fotosíntesis ni florece. La Gastrodia kuroshimensis se nutre de los propios hongos que contiene, por lo que no necesita la luz solar para alimentarse. Los científicos dedicados a la investigación de las plantas y los hongos han mostrado especial interés por esta peculiar planta, y por vegetales similares, ya que se alimentan de los nutrientes que sus raíces reciben del micelio de los hongos.

Gastrodia kuroshimensis

Una de las características más comunes de este tipo de planta, además de que son muy escasas, es su reducido tamaño. Por si fuese poco, estas especies están en el sotobosque de los bosques oscuros, por lo que es muy difícil encontrarlas. La única época para descubrirlas y analizarlas es el periodo de floración, que es cuando aparecen los órganos por encima del nivel del suelo.

La autofecundidad de la Gastrodia kuroshimensis es otro de los rasgos que más interesa a este profesor japonés y por ello trabaja en la documentación de la distribución y la clasificación de las plantas micoheterotróficas en el país nipón. Por ejemplo, en el mes de abril, Kenji decidió hacer un pequeño viaje a los bosques de tierras bajas de Kuroshima para realizar una nueva investigación. Aquí se encontró con una centena de vegetales que no habían sido identificados anteriormente. Esta nueva especie no realizaba la fotosíntesis, por lo que el estudioso tomó una muestra y la examinó con mucho cuidado y detalle. Después de esto dio por hecho de que se trataba de una nueva especie.

Son muchos los botánicos y los micólogos que ahora se están interesando por este fascinante mundo de las plantas micoheterótrofas y cleistógamas, tanto en la combinación de ambas características como de cada una por separado, por lo que es posible que pronto veamos nuevos avances en el mundo de la botánica y se descubran nuevas especies ocultas tras las sombras.


- Publicidad -