jueves, 30 junio 2022 19:28

COPE coqueta con el nacionalismo catalán más radical

Hace poco más de quince días Fernando Giménez Barriocanal se sentaba en Barcelona a dar una conferencia en el Fòrum de la Comunicació organizado por el Consejo Audiovisual de Catalunya. El Vicesecretario para Asuntos Económicos de la Conferencia Episcopal Española y Presidente y Consejero Delegado de Cadena Cope no se cortó a la hora de hacer autocrítica y señalarle el camino a 13 TV, canal en el que prepara su irrupción como consejero: debía seguir “el mismo camino” que COPE, moderar “el tono” y olvidar acritudes pasadas. Federico Jiménez Losantos se dio por aludido y al día siguiente cargó duramente contra el hombre que lleva los números y los medios de los Obispos, denunciando su cercanía peligrosa con Moncloa.

“Las voces de Cataluña se deben escuchar en el resto de España”, decía Barriocanal. Y este hecho no ha tardado en esperar. De hecho, esta pasada semana Gabriel Rufián, que días atrás acaparaba la sesión de investidura con sus excesos verbales, era recibido en el estudio madrileño de COPE por su equipo de deportes. En El Partidazo, Rufián “limpió” su imagen ante la complicidad de los periodistas deportivos de la emisora.

gabriel_rufian_COPEEl portavoz de ERC en el Congreso de los Diputados dejó buen sabor de boca en el programa deportivo: “Quería que ganase España el Mundial, me siento español, igual que me siento catalán”, “siempre bromeo y digo que al final soy del Espanyol porque es un equipo oprimido. Lo fácil es ser culé o madridista”, “claro que celebré el gol de Iniesta en el Mundial” o “no me importaría que la Selección española jugara en el Camp Nou o en Cornellá”, fueron algunos de sus titulares más llamativos.

Por esta llamativa entrevista muchos ojos enfocaron a Barriocanal, que permitió que Soraya Sáenz de Santamaría acaparase con su discurso la puesta de largo de la emisora para la nueva temporada. Este hecho se suma a las denuncias de Hermann Tertsch o Isabel San Sebastián, que señalaron que la lista negra de Carmen Marínez Castro les impidió incorporarse a Herrera en COPE, o a la doble participación de Mariano Rajoy en programas como El Partido de las 12 o Tiempo de juego en plena campaña electoral.

Barriocanal quiere que las voces del nacionalismo se escuchen en toda España en cOPE, mientras prepara su asalto a 13TV

Sea como fuere, Barriocanal sigue haciendo números después de los dieciséis millones de euros que se ha dejado COPE en el último lustro y por los casi cincuenta que ha perdido 13 TV desde su fundación (12,9 tan solo en el ejercicio 2015 pese a batir su récord de audiencia). Es cierto que Barriocanal se sobrepone a estos números por una razón: nadie en el seno de la Conferencia Episcopal duda de su valía. El mandamás de COPE prevé unos estupendos económicos para la emisora en 2016 gracias a que los ingresos se han disparado gracias a Carlos Herrera, que desde este año cuenta con una hora extra y varias emisoras más con las que intentará pelear por asaltar el eterno trono matinal de la Cadena SER.


- Publicidad -