lunes, 4 julio 2022 13:17

El iPhone se queda tostado. Apple gana un 14% menos en 2016

La gallina de los huevos de oro llega a su fin. Es lo que se desprende de los últimos resultados de Apple, en los que –por primera vez- ha cerrado el año con menos ingresos que el anterior. En concreto, en el ejercicio 2016 las ventas de la compañía han cerrado en los 215.640 millones, una caída del 7,7%. Unos números que han hecho que los beneficios se vean lastrados. Al cierre del año ha ganado 45.690 millones de dólares, un retroceso del 14%.

Números que vienen motivados por el agotamiento –alertado ya por muchos analistas- de su modelo estrella: el iPhone. Se han vendido 45,5 millones de unidades, lo que supone un 5% menos respecto a 2015. Se quedan muy lejos, por tanto, de los 48 millones de unidades que estimaban los analistas. Una situación de la que no se puede culpar al iPhone 7, que se puso a la venta sólo 15 días antes de que se cerrara el ejercicio.

China se ha convertido en un problema. Los ingresos han caído un 30%

Los chicos de Tim Cook tendrán que ponerse las pilas si quieren revertir la situación, aunque es verdad que tenían que afrontar un momento complicado. 2015 fue el mejor año de la compañía a nivel de beneficios (45.690 millones de dólares). Sin embargo, los analistas avisan de que la varita mágica de Apple empieza a agotarse. Quizá por eso en Cupertino se afanan en buscar productos que puedan dar el relevo al iPhone, entre ellos nuevos modelos de iPad y, sobre todo, el Apple Watch del que todavía no hay cifras –lo que no hace presagiar nada bueno-.

El mercado chino se ha convertido en el gran problema de Apple. Allí la debilidad del mercado ha hecho que pase a ser el tercero en ingresos, después de Estados  Unidos y Europa. En el país asiático los ingresos se han desplomado un 30% en el último trimestre del ejercicio fiscal, mientras que en Europa subieron un 3%.

apple_watchDe cara al próximo año Apple tiene grandes esperanzas. Las primeras, en que el iPhone 7 mejore el nivel de ventas. Pero también en la renovación de algunos productos que se están llevando a cabo, entre ellas los MacBook Air. Ahora bien, que nadie piense en el iPad porque parece que sus ventas se han estancado. No hay necesidad de cambiarlos tan a menudo como se pensaba.


- Publicidad -