El Hospital Universitari General de Catalunya, en Sant Cugat del Vallés (Barcelona), del Grupo Quirónsalud, ya cuenta, desde finales de febrero, con una nueva Unidad de Medicina Biobárica. Una de las tres que la empresa BioBarica España tiene previsto que funcione en los primeros meses del año en Barcelona.

Durante este 2019, BioBarica España planea poner en funcionamiento. Para ello, la compañía, con sede en Argentina y presencia en más de treinta países, invertirá un millón de euros, una cantidad que duplica la invertida durante el pasado año.

El Tratamiento de Oxigenación Hiperbárica (TOHB), la cantidad de sesiones, la periodicidad y la duración deben ser indicadas por un médico, recuerdan desde Quirónsalud con motivo de la inauguración de la nueva unidad del Hospital Universitari General de Catalunya. La medicina hiperbárica está basada en la dispensación de una alta concentración de oxígeno a una presión superior a la atmosférica, en el interior de una cámara hiperbárica.

Así, el oxígeno se disuelve y transporta de forma más fácil en la sangre logrando una hiperoxigenación de las células del cuerpo. El paciente ingresa en la cámara hiperbárica y respira concentraciones de oxígeno cercanas al 100% en un entorno presurizado, lo que produce una hiperoxia que desencadena en una extensa cadena de beneficios fisiológicos.

UN USO MUY AMPLIO

La utilización de la medicina hiperbárica, muy usada en la medicina deportiva, prosiguen desde Quirónsalud, es muy amplia y abarca desde la oncología a la neurología (pacientes de esclerosis múltiple, parálisis cerebral o accidente cerebrovascular, entre otros), o las heridas e infecciones acelerando la cicatrización y reduciendo el riesgo de amputación en el caso del pie diabético.

Úlceras y pie diabético, lesiones producidas por tratamientos de radioterapia, artrosis y artritis reumatoide e ictus (como coadyuvante en la rehabilitación tras incidente cardiovascular) son algunas de las patologías abordadas por la tecnología de BioBárica España en 2018, según el balance hecho por la compañía.

ANDALUCÍA Y EUSKADI EN ABRIL

Biobarica España quiere que 2019 sea el año de su expansión en España. La instalación de tres cámaras en el Hospital Universitari General de Catalunya (Sant Cugat del Vallés); otras tres en el Hospital Universitari Sacrat Cor, los dos del Grupo Quirónsalud, y dos cámaras más en ASPY SALUD Barcelona, completarán los planes de la empresa de tener funcionando tres unidades de medicina hiperbárica durante los tres primeros meses del año en la provincia de Barcelona.

Ya de cara al mes de abril, aumentará su presencia en Andalucía (donde ya existe una unidad en el Hospital Quirón Infanta Luisa de Sevilla) y en Euskadi, comunidad en la que ya están presentes en el el Hospital Vithas San José de Vitoria-Gasteiz. Además, su objetivo pasa por ampliar su mercado en Asturias y Aragón.

El pasado año supuso para la compañía su desembarco en la sanidad pública española, con la creación de una unidad en el servicio de oncología radioterápica del Hospital La Fe (Valencia). En ese mismo servicio instaló una cámara en el Hospital General Universitario de Gran Canaria Dr. Negrín, de Las Palmas de Gran Canaria, en una de las comunidades más avanzadas en el terreno de la medicina hiperbárica.

52 CÁMARAS EN 2018

En total, durante 2018, la compañía puso en funcionamiento 5 unidades, con una inversión de más de 500.000 euros. En Madrid, donde ya estaba presente en la Clínica Santa Elena, amplió su cartera con la apertura de dos unidades en los hospitales de La Milagrosa y Vithas Nuestra Señora de América. También en Valencia (donde ya contaba con unidades en Hospital Casa de la Salud  y la Clínica Hiperbárica Medicina del Deporte), en la Fundación Fivan.

Las cinco aperturas, supusieron para la empresa finalizar 2018 con 52 cámaras instaladas en los quince centros médicos y hospitalarios donde ya estaban presentes. Durante este periodo, realizaron más 26.500 sesiones, un 60 por ciento más que en 2017, concluyen desde la compañía.