TokApp

Una excursión en el colegio. Llega el día programado y, a la hora de subir al autobús, el padre (o la madre) se encuentra con la desagradable sorpresa de que el tutor le dice que su hijo no ha pagado dicha excursión. “Pero si yo le di el dinero al niño”, se queja. Una revisión a la mochila y allí estaba el dinero. En TokApp lo saben, y se han puesto manos a la obra.

Habitualmente, y cuando se trata de pagar excursiones del colegio, o actividades extraescolares, lo que se suele hacer es darle el dinero al niño o pagarlo directamente en el centro educativo. Y dentro del despiste de los peques de la casa, no es raro que se acabe extraviando.

Esas monedas, billetes y autorizaciones que se pierden en esa particular caja de Pandora que es la mochila es su origen

TokApp es una aplicación cuya finalidad es acabar con esta particular pesadilla para los padres. Primero hicieron una app destinada a recuperar los papeles y notas perdidas en mochilas, abrigos y libros de los niños. Ahora se han centrado en esas monedas, billetes y autorizaciones que se pierden en esa particular caja de Pandora que es la mochila.

Esta empresa tecnológica, con sede en Galicia, veía como a diario recibían consultas relacionadas con incidentes como el relatado al principio. Y se pusieron manos a la obra estudiando la forma de facilitar esa comunicación financiera entre colegio y padres.

“Ya que todas las comunicaciones se hacían vía TokApp, vimos una buena oportunidad de pedir el pago en ese propio mensaje”, indican desde la compañía. Y añaden: “La idea era que, en vez de limitarse a informar de un pago, lo pidieran y los cobrasen directamente”.

ASÍ FUNCIONA TOKAPP

El modus operandi es de lo más sencillo: el colegio envía un mensaje en el que se puede añadir la opción de solicitar pago. Las familias lo reciben y una calculadora divide el total para saber cuánto le corresponde pagar a cada una de ellas. Un procedimiento que también puede hacerse de forma inversa.

¿Qué puede hacer entonces el padre o la madre? Pues pagarlo si está de acuerdo, o no, si en el caso de una excursión, por ejemplo, decide que su vástago no acuda a la misma. En cualquier caso, el colegio dispone de un historial con un registro dinámico de los pagos en el que tienen cabida incluso aquellos que pagan en efectivo.

“Han sido muchos meses de test con centros reales para encontrar la forma perfecta de solucionar el caso de pagos”, subrayan en TokApp. Fruto de ello es una solución integrada en una plataforma totalmente familiar para los centros.

Heineken

Así te atrapan Heineken y Nesquik por los ojos

Freddy Heineken tuvo la visión de mejorar el diseño de su marca transformando la estrella en un verdadero icono (…). Un logotipo con unas...

Otro de los datos relevantes de la app tiene que ver con la privacidad de los usuarios, así como la transparencia de los datos atendiendo al nuevo RGPD. De ahí que hayan dado prioridad al consentimiento expreso y libre, a la no exposición pública del teléfono, o a no ceder datos a terceros. Hasta ofrecen asesoría legal a los colegios que trabajan con ellos.

Los pagos solicitados vía TokApp están protegidos y avalados por la pasarela de Abanca, integrando los protocolos de seguridad 3D-Secure. La solicitud de pago se realiza directamente por la entidad y no por una fuente externa.

Comentarios