Dolce & Gabbana y Smeg unieron sus fuerzas creativas para crear “Sicilia es mi amor“, un proyecto verdaderamente Made in Italy donde expertos del mundo de la alta costura y el diseño se encontraron y se fusionaron para crear electrodomésticos únicos que descubren una historia italiana.

Siguiendo al éxito del año pasado cuando Smeg y Dolce & Gabbana se unieron para realizar 100 neveras únicas pintadas a mano, este año la colaboración se centró en productos más pequeños como tostadoras, exprimidores, cafeteras, hervidores y licuadoras.

Todos estos productos están decorados con interpretaciones reflexivas del folklore siciliano. Los limones, las peras espinosas, y las cerezas rojas brillantes son apenas una selección de decoraciones sicilianas que se enmarcan en los motivos triangulares conocidos como crocchi, que adornan estos pequeños aparatos.

Junto con crocchi, los electrodomésticos están cubiertos de delicados motivos florales e imágenes del apasionante Etna, rodeado de frisos ornamentales y hojas decorativas de acanto. Todos estos temas y símbolos decorativos están intrínsecamente ligados a Sicilia y los aspectos importantes de la estética de Domenico Dolce y Stefano Gabbana.

La comida, los productos típicos del sur de Italia y sus recetas de platos tradicionales son la fuerza de tracción a la que el corazón y el alma siempre volverá, y a pesar de la afiliación de las dos empresas a diferentes sectores creativos, están vinculados por los fuertes valores de Made in Italy que da lugar a la pasión, ya la creatividad profunda.

La diseñadora de interiores Renee McLaughlin de Amazing Interiors reveló sentirse abrumada por tanto color: “Es bastante difícil empujar a alguien a comprar un cojín con ese patrón, es simplemente genial”, dijo McLaughlin.

Aunque es cierto que esta colección tiene algo de fabuloso y aspirational, se puede convenir que la principal atracción a pesar del diseño, es la marca adjunta. Pero no te dejes engañar pensando que el denominador común de los alimentos significa que estos objetos son menos elite que de costumbre.

Se espera que estos aparatos tengan precios que coincidan con el tamaño de su marca. Si la nevera Smeg 2016 rondó los 45.000 dólares, es posible que una tostadora o cafetera pueda ir de los 5.000 a 10.000 dólares.?

La gama todavía no está disponible en ninguna parte del mundo, pero se espera que esté a la venta en Italia a partir de diciembre. Mientras tanto, las conexiones con una red de tiendas de lujo podría ser su mejor opción para la adquisición de uno de estos instrumentos  adornados para la cocina.

Edición especial del frigorífico FAB28

Si retrocedemos un año vemos una colaboración exitosa entre estos dos empresas. De ella nació una serie limitada de 100 piezas únicas, completamente artesanales, pintadas a mano por renombrados artistas de Sicilia, entre ellos las familias Petania y Bevilacqua. Los estampados en ellas representan temáticas recurrentes en el inventario de Domenico Dolce y Stefano Gabbana: el emblema trinacrio (presente en la bandera siciliana), flores, limones, ruedas de carro, caballeros medievales y escenas de batalla… Un estilo inconfundible que permitió vestir el hogar con el mismo sello elegante y colorido que la firma italiana imprime a sus colecciones textiles.

Los primeros ejemplares de esta colección especial se presentarán en el Salón Internacional del Mueble de Milán en 2016 al igual que esta nueva colección.

Comentarios