Salvavidas proveedores

La digitalización facilita la vida de los directores financieros, tanto de las grandes empresas como de pymes y autónomos en casi todos los ámbitos de su día a día laboral. Uno de los temas que causa mayores quebraderos de cabeza es la gestión eficiente de los pagos a proveedores. Por fortuna para ellos, han aparecido servicios digitales disruptivos enfocados a solucionar esta problemática.

Las compañías que no sean capaces de adaptar sus protocolos a los nuevos tiempos y la nueva manera de trabajar, mucho más rápida, personalizada y digital, quedarán atrás con respecto a sus competidores. Una desventaja competitiva que puede llevar en el corto o medio plazo a la obsolescencia operativa y consiguiente riesgo de quiebra empresarial.

Afortunadamente, surgen en el mercado plataformas sencillas, útiles y escalables a cualquier negocio. Una de ellas es BilliB, la plataforma financiera nacida de la joint venture entre Bankia y la consultora tecnológica everis y especializada en revolucionar el mundo de los pagos y financiación de facturas.

BENEFICIOS PARA COMPRADOR Y VENDEDOR

Para el comprador, la gestión con los proveedores se realiza online a través de la plataforma. El comprador observa sus pagos y planifica las propuestas de pronto cobro de que quiere hacer a sus proveedores y configurando al mismo tiempo sus preferencias de pago, a través de su propia tesorería o a través de una línea de financiación de pagos. Todo ello, sin consumir recursos ni tiempo, sin fricciones en la negociación y totalmente configurable para que se realice automáticamente en cada periodo de pago, sin la intervención del usuario, hasta que se modifiquen las condiciones iniciales.

BilliB se ocupa también de todas las tareas contables y administrativas. En primer lugar, el tracking de facturación es completo, confeccionado y emitiendo BilliB las facturas rectificativas. Además, realiza los ajustes fiscales necesarios y de la conciliación perfecta con los movimientos en cuenta.

Asimismo, cabe destacar los beneficios financieros, entre los que se cuentan el incremento del EBITDA (que son los beneficios antes de intereses, impuestos, depreciación y amortización), ya que el descuento impacta directamente en él, y la mejora en la planificación del DPO (Periodo medio de Pago), sin coste adicional.

Por último, se encuentran los beneficios empresariales. Ayudando a los proveedores se fomenta el mejor cumplimiento de la RSE (Responsabilidad Social Empresarial), empezando por la Responsabilidad Social Financiera. Para el proveedor es una solución definitiva a la gestión del circulante y al cash-flow, porque favorece la liquidez inmediata gracias a los acuerdos de pronto cobro, limitando o incluso suprimiendo la necesidad de acudir a la financiación bancaria.

Este servicio, hasta ahora reservado únicamente a grandes empresas por su elevado coste, es ahora accesible a pymes y autónomos con la adopción por parte de BilliB de un modelo success fee o a éxito, que elimina los altos costes fijos o licencias. Por otra parte, mejora el acceso a financiación de terceros para el cobro de otras facturas, sin riesgo y sin CIRBE, ya que la deuda desaparece. Además de la liberación ya apuntada de las tareas administrativas, se producirá una mejora de las ratios financieras y del DSO (periodo medio de cobro).

En caso de no necesitar liquidez inmediata, los proveedores pueden obtener una rentabilidad sin precedentes al usar los fondos del pronto cobro para realizar pronto pagos.

Comprador y vendedor, además de la reducción de tiempo en la gestión de las facturas y los pagos, que se traduce en importantes ahorros, se pueden beneficiar del asesoramiento financiero personalizado ofrecido por la plataforma.

Por otra parte, hay que destacar la escalabilidad de esta solución tecnológica, es decir, el cliente puede probar sin adaptaciones tecnológicas, o con el tiempo puede llegar a integrar BilliB con su ERP. Con esta integración se actualizarán automáticamente los estados de las facturas con la nueva fecha de pago e importe del descuento.

NETTING Y E-MONEY

BilliB ofrece soluciones que abarcan la totalidad del proceso order to cash (O2C), desde la gestión de compra hasta el pago, pasando por la facturación y la financiación (si se hubiese incorporado la línea de financiación del cliente), y permite extender y rentabilizar la liquidez de nuestra empresa a la cadena de proveedores. A su vez, invita a los proveedores a adoptar el rol de pagadores, aumentando su hambre de liquidez y, por tanto, las operaciones de anticipo de facturas. Se produce así un incremento de los rendimientos, mejorando la liquidez de toda la cadena de proveedores.

Además, las liquidaciones de pagos sobre una cuenta de dinero electrónico (e-money) son instantáneas y sin coste, y aseguran la trazabilidad de cada factura. BilliB realiza la conciliación digital perfecta entre movimientos de facturas y las cuentas, y posibilita pagos inteligentes y/o condicionados (Smart Payments).

Con espíritu win-win, y encuadrado dentro de las soluciones SCF (Supply Chain Finance), BilliB facilita la gestión de flujos financieros de la cadena de suministro, aportando valor añadido a las empresas compradoras y sus proveedores, siendo la única solución adaptada fielmente a la legalidad y fiscalidad españolas.

Como ampliación del SFC estándar, este novedoso entorno ofrece un espacio donde clientes y proveedores integran sus procesos de compras y abastecimiento estratégico, bajo nuevos modelos de relación (establecer alianzas estratégicas con proveedores y mantener una relación estable y de satisfacción mutua entre las partes causa un incremento de la eficiencia en los costes, en la calidad y en la distribución), aplicando además el uso del descuento dinámico (que fluctúa en función de la fecha de pago) para facilitar acuerdos de pronto pago, y desarrollando nuevos escenarios de financiación del circulante (working capital).