Bankinter elevó el margen bruto de su negocio de banca internacional de empresas un 9,1% durante el primer semestre de 2020 respecto al mismo periodo del año anterior, hasta alcanzar unos ingresos de 90,5 millones de euros.

La entidad ha explicado que estas cifras se consiguieron a pesar de las dificultades de un entorno que ha estado marcado por la crisis del Covid-19 y la prolongada situación de bajos tipos de interés.

Los ingresos procedentes de este negocio representan actualmente un 30% del total del margen bruto de la actividad de banca de empresas de Bankinter, frente a un 14% que representaban en 2014, lo que supone más que doblar su peso relativo durante el periodo.

Por su parte, la cifra de inversión de banca internacional de empresas alcanzó un saldo medio de 6.000 millones de euros a 30 de junio, lo que supone un 12,3% más respecto a la cifra de hace un año.

Debido a esa mayor actividad, las comisiones derivadas de este negocio se incrementaron un 12,7% en comparación con el primer semestre de 2019.

En lo relativo a los sectores prioritarios en los que el banco ha centrado su actividad en este periodo, destacan los de cosmética, telecomunicaciones, alimentación, commodities, tecnología e instituciones financieras internacionales.

Asimismo, entre las regiones con las que mantiene mayor actividad Bankinter destacan Oriente Próximo, Europa, Estados Unidos, Canadá, Latinoamérica y África.