IKEA Iberdrola

Ikea ha firmado un acuerdo con Iberdrola para fomentar la movilidad sostenible. Esta unión implica la instalación de 50 puntos  de recarga gratuita para coches eléctricos en las tiendas de Ikea España y suministro de energía verde 100% renovable en sus tiendas, centros logísticos y edificios corporativos en 2019.

Las tiendas ubicadas en Badalona, Zaragoza y Málaga serán aquellas en las que se pondrán los puntos de recarga y el suministro de energía verde 100% renovable. La oficina central de la IKEA en San Sebastián de los Reyes y el centro logístico de Valls (Tarragona) se convertirán en los primeros  edificios corporativos con estos equipos. El despliegue comenzará en noviembre y finalizará durante 2019.

Cómo se podrán realizar esas recargas es un tema que tiene fácil solución  gracias a las nuevas tecnologías. La app Recarga Pública Iberdrola, desarrollada en el marco de su plan Smart Mobility , permitirá a los conductores de coches eléctricos geolocalizar y reservar sus recargas. Esta aplicación estará disponible para usuarios de IOS y Android y no será necesario ser cliente de Iberdrola para hacer uso de este servicio.

IKEA, UN NUEVO ALIADO DE IBERDROLA

El Smart Mobility de Iberdrola contempla la instalación de 25.000 puntos de recarga en España, en un plazo de cuatro años. Además, de una red de estaciones de recarga rápida y ultra rápida en las principales autovías y corredores de España entre 2018 y 2019. El acuerdo firmado con Ikea se integra en estas nuevas estaciones.

Endesa

Endesa dispara su beneficio gracias al negocio liberalizado

Sin detener el ritmo ante los encontronazos con el Ministerio de Energía a cuenta de las centrales que las energéticas pretenden cerrar por falta...

La empresa eléctrica trabaja en el desarrollo de políticas y acciones concretas llevar a cabo esta nueva medida. Ha alcanzado acuerdos con diferentes actores implicados para promover la movilidad sostenible, como por ejemplo, BMW, Renault, Volkswagen, Hyundai, Telefónica o ZITY.

Iberdrola presentó el pasado 24 de octubre sus resultados trimestrales. La compañía presidida por Ignacio Galán registró un beneficio neto de 2.090 millones de euros a cierre de septiembre, lo que representa un retroceso del 13,5% con respecto al mismo periodo de 2017. Esta cifra tiene su explicación en la ausencia de extraordinarios. Cabe recordar que el año pasado la fusión de la división eólica de Siemens con Gamesa y la reorganización del negocio en Brasil generó 759 millones de euros en plusvalías.

Muestra de su compromiso con las energías renovables, Iberdrola comunicó que instalará 2.752 megavatios este año. Además, realizó inversiones por valor de 3.644 millones de euros hasta el cierre de septiembre, de los que el 45% fueron destinados al área de redes y un 34% a la de renovables.

Comentarios