Gran Hermano vive momentos de cambio, la cadena de Paolo Vasile dejará en barbecho al que consideraba su ‘niño mimado’ hasta hace muy poco. La edición menos vista de la historia del reality nos ha hecho pensar en lo desdichado de la vida, en algunos casos, que además, se ha cebado (y mucho) con algunos de sus participantes.

Adicción a las drogas, al juego, al sexo y hasta una muerte inesperada por el arrollamiento desafortunado de un tren. Este es el trágico destino de algunos de los participantes de Gran Hermano.








Igor Basurko, Gran Hermano 14

Gran Hermano

Un año y tres meses de prisión y una multa de 320 para el exconcursante de Gran Hermano, Igor Basurko tras haber sido declarado autor de una presunta estafa por realizar pagos por un importe de casi 3.000 euros con las tarjetas que supuestamente sustrajo a una mujer con la que había tenido una primera cita.

Un tiempo después de ese primer encuentro, la joven se dio cuenta de que había movimientos en su cuenta bancaria por valor de casi 3.000 euros cargados a la empresa EKSA, un centro de apuestas y de juegos online. Los resultados de la investigación concluyeron que la IP del ordenador investigado era la de Igor Basurko. La realidad, de nuevo, supera la ficción.

Comentarios de Facebook