Sesderma
la compañía Sesderma, de capital español, apuesta fuertemente por el exterior y estrena sede.

El grupo dermocosmético Sesderma se encuentra inmerso en un proceso de internacionalización para reforzar su red en el extranjero, una estrategia que le ha permitido lograr grandes rendimientos en su volumen de negocio. La compañía española estará presente el próximo año en los mercados en Francia, Australia, Singapur, Vietnan y Corea del Sur lo que incrementará su presencia en 85 países.

El refuerzo internacional del grupo coincide con un ejercicio de crecimiento y expansión, dos de los pilares en los que ha basado su estrategia en los últimos años y que le han permitido lograr unos resultados extraordinarios en el volumen de negocio. De hecho, la facturación se ha duplicado en tres años pasando de los 33 millones en 2014 a 60,8 al cierre de 2017, con un incremento del 21 por ciento sobre el año anterior. De estos, el 60 por ciento procede ya del exterior, con ventas en 80 países.

El grupo, de capital cien por cien español, prevé continuar con la expansión de su red internacional a través de distribuidores y de filiales, como es el caso francés, lo que supondrá un salto importante para su red exterior.

Desde 1992 Sesderma tiene una filial en Estados Unidos y en 2017 abrió otra en China, donde en menos de un año vendió ocho millones de euros, un 12 por ciento del total de sus exportaciones, lo que sitúa a la compañía en el primero de los laboratorios cosméticos españoles por volumen de negocio en este mercado.

Para reforzar su estructura de fabricación y seguir creciendo, el grupo empresarial abrirá el próximo 21 de septiembre sus nuevas instalaciones en Puzol. La nueva sede le permitirá unificar todas sus instalaciones y mantener el proceso de crecimiento con una apuesta constante por el I+D+i.

El espacio de 18.356 m2, situado en el polígono industrial La Murta de Puzol (Valencia), cuenta con 2.114 m2 dedicados a almacenes, 769 m2 a actividades productivas, 3.236 m2 a oficinas y 398 m2 a laboratorios con un total de superficie útil de 10.046 m2, lo que permitirá triplicar su producción.

La nueva sede, en cuya construcción se han invertido 18 millones de euros,  permitirá a la compañía responder a la demanda prevista para los próximos ejercicios: 90 millones de euros de facturación al cierre de 2018 y más de 100 en 2019, según los cálculos que maneja el presidente de la compañía, Gabriel Serrano.

Hasta la fecha, toda la producción se concentra en España pero el grupo está invirtiendo en logística para responder a los nuevos mercados, sobre todo al asiático. La compañía, con filial en China desde 2017, ha vendido más de ocho millones de euros, un 12 por ciento del total de sus exportaciones. En 2018 la tendencia de ventas continúa y la empresa ha duplicado el total de negocio del año pasado.

Los productos de Sesderma se distribuyen a través de farmacias y parafamarcias, médicos dermatólogos, estéticos y ginecólogos.

Además de los mercados de Asia y Latinoamérica, Sesderma continúa su expansión en Europa. Cuenta con filiales en México, Polonia, La India, República Dominicana, Costa Rica, El Salvador, Panamá, Perú, Brasil, Alemania, Reino Unido, Rusia y Taiwán, entre otros.

A escasos meses de celebrar el 30 aniversario de su creación, la compañía, especializada en I+D y nanocosmética, se sitúa como la más importante en su sector. La firma, que nació del empeño del doctor Gabriel Serrano por dar respuesta a determinadas enfermedades de la piel, tiene su propio departamento de I+D y colabora también con institutos de investigación y tecnológicos como los del Hospital La Fe de Valencia, ciudad donde la compañía tiene su sede central.

Comentarios