Nacho Escolar y Pedro J, Ramírez capitanean dos modelos de éxito de la prensa online española.

Anda revuelta la tribu periodística en la jungla digital. La industria adolece por sobredosis de gurús a los que se les han caducado las tesis. Solo hay clara una cosa: casi nadie sabe nada. Aun así sobreviven con éxito varias cabeceras en nuestro país, entre otras MERCA2.

Pero no queremos aburrir con autobombo y pasamos a analizar el buen funcionamiento de varios colegas en la prensa española, que miran de reojo el éxito de The New York Times, que se asoma a los tres millones de suscriptores.

En España los editores del papel no se atreven a instalar un muro de pago pese a que a priori parece la mejor fórmula para sortear al duopolio publicitario Google-Facebook. Si lo hacen, deberán ajustar precios: la suscripción anual a The New York Times es de 52 euros anuales y leer El Mundo todo el año en Orbyt tiene un PVP de 120.

EL CONFIDENCIAL

El nativo líder de audiencia de la prensa española está dirigido por Nacho Cardero y editado por José Antonio “Totoyo” Sánchez, que mantienen con acierto la senda que marcó Jesús Cacho. La editora de El Confidencial, Titania, ingresó el pasado año 14,2 millones de euros (un 24% más) y logró disparar sus beneficios hasta los 3,2 millones de euros.

Cardero fue el encargado de inaugurar el XIX Congreso de Periodismo Digital y explicó, que según su punto de vista, el futuro del periodismo está unido de la mano de parámetros cualitativos y no cuantitativos. Más calidad y menos ‘clickbait’.

Según el director, “solo los mejores, los más grandes y de mayor calidad sobrevivirán en la selva de la prensa digital”. Y explicó que hasta llegar a la estabilidad fueron “improvisando. Prueba y error. Tuvimos nuestros éxitos y también nuestros fracasos, con nuestras exclusivas y nuestras estridencias”.

El Instituto Reuters para el estudio del periodismo y la Universidad de Oxford eligieron en el informe Digital News Report 2018 a El Confidencial como un evidente caso de éxito. Pero no solo de la publicidad vive el hombre y el portal acaba de lanzar el suplemento económico Ibex Insider, que cuenta con una opción de suscripción.

EL ESPAÑOL

El segundo periódico fundado por Pedro J. Ramírez logró en 2017 unos ingresos de 7,2 millones de euros y perdió un millón y medio de euros, tal y como dictaba su hoja de ruta. Se espera que El Español alcance el break even en 2018 y hace dos meses consolidó en activo 11.000 socios, que en el pasado ejercicio aportaron casi un millón de euros.

prensa
Pedro J. Ramírez en su retorno a TVE tras salir de las listas negras.

El Español acaba de renovar su cúpula, que ha conllevado el ascenso de Miguel Ángel Mellado y Marío Díaz, y Pedro J. Ramírez pronosticó este pasado verano que “a medida que el inexorable hundimiento de esas difusiones impresas termine haciéndolas irrelevantes, y se vaya diluyendo la superstición inercial que asocia una mayor influencia al papel entintado, viviremos la aceleración de la transferencia de inversión publicitaria al ámbito digital”.

Este hecho, según Ramírez, “situará a los medios nativos en una clara posición de ventaja competitiva” y “llegará entonces la hora de la verdad para esos medios tradicionales, desde el punto de vista del modelo de negocio: o consiguen ingresos significativos, mediante el cierre de contenidos y la introducción de modelos de pago, o difícilmente resultarán viables”.

Por último, explicó que “es evidente que en ese escenario todas las ventajas, a medio y largo plazo, serán para los medios nativos que hayamos equilibrado nuestra cuenta de resultados, tengamos una posición relevante en el mercado, combinemos adecuadamente la audiencia y la influencia y encima hayamos abierto ya brecha en el ámbito de las suscripciones digitales”.

EL DIARIO

ElDiario.es, fundado por Nacho Escolar, sigue creciendo de la mano del periodismo de investigación que apuntilló políticamente, entre otras, a Cristina Cifuentes. Estos casos, tal y como explicó el periódico a sus socios, “se ha notado, para bien, en nuestras cuentas”.

Este hecho, añaden, “demuestra que existe un modelo económicamente sostenible para la prensa de calidad y que hay muchos lectores dispuestos a pagar cuando lo que reciben a cambio es información relevante y veraz, en vez de propaganda interesada o titulares amarillistas”.

En el primer semestre de 2018 El Diario superó los tres millones de euros de ingresos y logró un beneficio antes de impuestos superior a medio millón de euros que se invertirán en su mayor parte en seguir aumentado y mejorando las condiciones de su redacción.

En ella 63 de sus 83 empleados son indefinidos y el sueldo medio de un redactor ha pasado en el último lustro de 1.057 euros brutos mensuales a 1.891.

OK DIARIO

OK Diario alcanzó el break even con tan solo dos años completos de vida en 2017: el portal dirigido por Eduardo Inda ganó 10.000 euros tras pagar impuestos y en 2017, según explican, consolidó “su tendencia de crecimiento y alcanzó una facturación neta de 4,9 millones de euros, lo que supone un incremento del 50% frente al año anterior”.

Según OK Diario, “el medio no solo está alcanzando sus metas a nivel de resultados y facturación, sino que también ha conseguido consolidar su estructura. Una cómoda situación que le permite seguir trabajando con ilusión en el proyecto empresarial”. Las investigaciones del portal de Inda se leen al 85% desde dispositivos móviles.

EL FUTURO

Como decíamos, nadie sabe nada y quizás los ‘clubes de amigos’ ideológicos de Libertad Digital, Público o Intereconomía también tengan su interés.

prensa
La dudas que anidan en la prensa están creciendo. por el modelo de negocio.

Tal y como denuncia la FAPE, la precarización en la prensa se acelera y el peligro de una burbuja en los ‘puntcom’ similar a la inmobiliaria también sobrevuela al sector. Pero al menos por ahora existen empresas robustas digitales mientras la prensa en papel, siempre mastodóntica, se resiste a morir.

Comentarios