La ministra en su llegada al #CMin

Cada presidente del Gobierno que llega a la Moncloa tiene una serie de temas recurrentes que abordar. Uno de ellos tiene que ver con el recibo de la luz. Sobre todo en las épocas en las que su precio se dispara y no saben cómo atajarlo. Pedro Sánchez no ha faltado a la cita.

Hace unas semanas, la ministra de Transición Energética, Teresa Ribera, presentaba en el Congreso las medidas de carácter urgente que tomaría el Ejecutivo para rebajar el precio del recibido de la luz que, en las últimas semanas, y debido en parte al encarecimiento del precio de la electricidad, se había disparado.

Así, en el último Consejo de Ministras, Ribera ha concretado las acciones que se verán reflejadas en el real decreto que sacará adelante el gobierno socialista. En concreto, ha aprobado un plan de medidas para ampliar las coberturas del actual bono social eléctrico, incluyendo a las familias monoparentales y recogiendo la prohibición de cortar el suministro en los hogares acogidos al bono social donde viva al menos un menor de 16 años, y así como para abaratar la factura de la luz, ante la espiral alcista de los últimos meses en el precio de la electricidad.

Ribera ha destacado que el objetivo de esta nueva norma es ofrecer cobertura a los consumidores vulnerables durante los próximos meses de invierno “mientras se construye una Estrategia Nacional contra la Pobreza Energética”.

recibod de la luz

Endesa e Iberdrola salen victoriosas del laberinto energético

El panorama energético español está revuelto. No debe sorprender a nadie. Más de una década con decisiones cuestionables en diversos ámbitos ha generado inestabilidad...

Asimismo, el Gobierno rebaja al mínimo uno de los impuestos que más controversía había causado en el sector eléctrico desde hace años. Para ello, el quipo de Sánchez ha decidido suspender durante seis meses los efectos del impuesto del 7% que pagan las compañías que producen electricidad, sea del tipo que sea. Aunque no se trata de algo que repercuta directamente en el recibo, puesto que esto se trata de la compra de electricidad entre empresas; lo que sucede es que al final quienes comercializan la luz si lo revierten a sus clientes.

Y ADIÓS AL IMPUESTO AL SOL

El otro gran asunto, más efectista y polémico que real, tiene que ver con la eliminación del llamado impuesto al sol. La ministra ha recalcado que con esta medida se busca paliar “el retraso de España en esta materia”, ya que no es lógico que “un país rico en sol como España cuente con 1.000 instalaciones, frente al millón que tiene Alemania”.

Además, se reconoce el derecho al autoconsumo compartido por parte de uno o varios consumidores, lo que permitirá aprovechar las economías de escala; así como a autoconsumir energía eléctrica sin peajes ni cargos.

Comentarios