La inteligencia artificial está de moda. No solo lo dicen los gurús tecnológicos, sino también las cifras. Según calcula la firma de análisis CB Insights, el año pasado 550 startups de IA obtuvieron en total 5.000 millones de dólares de fondos. Aunque EE.UU continúa liderando la carrera, otros países también han visto la importancia de esta tecnología y han comenzado a invertir en ella. El gobierno chino ha anunciado planes para poner decenas de miles de millones de dólares en inteligencia artificial en los próximos años.

En España también hacemos nuestros pinitos. Force Manager, una startup barcelonesa que pone la IA en manos de los equipos de ventas acaba de conseguir 12 millones de dólares en una ronda de financiación de series B. La operación ha sido liderada por AXA Strategic Ventures y en la misma también han participado inversores anteriores, como Nauta Capital, Sabadell, Hisemi y SIE. Con esta inyección de capital la compañía barcelonesa ya habría recaudado en total unos 15,75 millones de dólares.

Ventas en tiempo real, una oportunidad de mercado

Force Manager cuenta con seis años de vida. La compañía fue fundada en 2011 por Óscar Macia y Xavier Bisbal. Ambos supieron ver que había una falta de adopción en tecnología de ventas por parte de los equipos de comerciales de campo. Óscar y Xavier comprobaron que existía una experiencia de usuario nefasta y diseños engorrosos, a lo que se sumaba que los comerciales están en constante movilidad, lo cual hacía que los datos no fueran introducidos hasta el último día de la semana laborable (el viernes por la noche), con una precisión de recuperación bastante cuestionable.

Fue por eso por lo que decidieron crear una aplicación móvil que permitiera la actualización en cualquier momento y lugar y poder registrar datos del proceso de venta en tiempo real. “Esta es la razón por la cual los sistemas basados en inteligencia artificial simplemente no funcionan en la industria de ventas, especialmente cuando se trata de ventas de campo. Si la información ingresada no es confiable, en un caso de basura en la basura, creando un gran problema para las empresas”, explica Óscar Macía, CEO y cofundador de ForceManager. “Así, no solo será imposible hacer que las herramientas de inteligencia artificial funcionen correctamente, sino que sin la capacidad de analizar la actividad de ventas de campo, las empresas se irán quedando rezagadas respecto a la competencia”, señala.

El software permite al equipo de ventas una gestión cómoda de sus visitas. Dispone de un sistema de geolocalización y de reconocimiento de voz para poder registrar cada movimiento y que los profesionales se dediquen a lo que realmente saben hacer: labores comerciales. Al estar integrado con el GPS, dirige a los vendedores a sus clientes potenciales. La app integra un gestor de oportunidades de venta que ofrece una visualización de los leads cercanos a su ubicación. Incluso cuenta con informes personalizables con estimaciones en tiempo real de sus oportunidades de venta, ya sean pendientes o cerradas. Además, se trata de un sistema multidispositivo, manejable desde un PC, Tablet, smartphone y reloj inteligente.

Otro de las ventajas que aporta el software es la transparencia. Y es que muchos equipos comerciales no dicen dónde están o muestran datos opacos respecto a sus ventas o comisiones, lo que no es nada bueno para las organizaciones. Una monitorización ayuda a detectar buenas prácticas y a poder realizar previsiones.

ForceManager se puede utilizar como una herramienta independiente o bien como un sistema plug & play que se conecta a otros sistemas de CRM, como pueden ser Salesforce y Microsoft Dynamics. Es decir, trabaja con grandes de la industria y se adapta a los CRM que ya tienen las organizaciones.

Mirando hacia el exterior

Los fondos obtenidos darán la posibilidad a la startup de continuar su desarrollo en tecnología de inteligencia artificial conversacional. Su objetivo es contar con un asistente de ventas sencillo e intuitivo que pueda ser usado por los comerciales de cualquier lugar del mundo. En este camino a la internacionalización estarán acompañados por Imran Akram, socio general de AXA Strategic Ventures, que se incorpora a la junta de la compañía tras la ronda de financiación.

“Con esta ronda de inversión podemos hacer realidad nuestra promesa de transformar el teléfono inteligente en un asistente personal de la vida real. Humanizar la interacción entre el usuario y el sistema es la única forma en que podemos afectar realmente el cambio y ayudar a los equipos de ventas de campo sobre el terreno “, concluye Macia.

Comentarios